¿Qué es y para qué sirve el Big Data Marketing?

El Big Data empezó a introducirse en la década de los 90 cuando el estadounidense John Mashley, un informático teórico, publicó un artículo llamado “Big Data and the Next Wave of Infrastress” (Big Data y la próxima ola de Infraestructuras).
Hizo hincapié en que, con el desarrollo de la tecnología, la información sería cada vez mayor, los datos que tendrían las empresas para analizar igual… y que con las insfraestructuras que había en ese momento sería imposible medir todo esto.

Antes de entrar de lleno en qué es el Big Data, y para comprenderlo mejor, vamos a observar las declaraciones de Eric Schmidt, CEO de Google, en las que dice que “hoy en día generamos más información en dos días, que en toda nuestra historia hasta 2003”.

Otro dato proporcionado por IBM, igual de sorprendente que el anterior, es que en 2014, casi el 90% de la información mundial de toda nuestra historia había sido creada en tan solo los dos años anteriores (2012-2013).

La cantidad de datos que hay por internet es casi infinita: imposible de manejar, controlar e interpretar todo. Ahí es donde entra en juego el Big Data, para intentar poner orden y ser capaz de controlar y manejar todos estos datos, con el objetivo de mejorar los procesos de las empresas, ser más eficientes, ahorrar costes y aumentar la calidad del producto o servicio.

Desde que se creó internet, hemos tenido muchísimos datos generados. Antes, analizar todo era prácticamente imposible e inviable económica y tecnológicamente. Por lo tanto, nos quedábamos solo con los datos más importantes.
Ahora gracias al Big Data, dejamos de quedarnos solo con lo más importante y nos quedamos con todos los datos, ya que al final, todo puede servir para algo.

Gracias a todo esto, conoceremos mejor a nuestros clientes, nos anticiparemos a lo que nos van a pedir, a cualquier problema… en definitiva, les podremos dar lo que ellos quieran en el momento preciso.

¿Y qué ventajas nos aporta el Big Data marketing?

Navegamos por internet todos los días dejando una enorme cantidad de datos sobre nosotros sin saberlo:

Quiénes somos
Qué nos interesa
Con quién nos relacionamos
Dónde compramos
Cuando lo hacemos…

Y no solo esto, sino que también dejamos información relacionada con la localización, sexo, intereses, edad… todos estos datos bien utilizados, permitirán hacer campañas de marketing con una tasa de éxito más alta que si se lanzasen sin este estudio previo…

Llegar a este punto de poder recopilar prácticamente todo de cualquier consumidor, se ha conseguido gracias a internet y al desarrollo de las tecnologías.

Para que nos hagamos una idea de lo que significa esto, es como si entrevistásemos a millones de personas para que dieran su opinión sobre un negocio, los productos, lo que más les gusta…

Pero… ¿dónde queda almacenada toda esta información? La respuesta a todo esto es el Big Data. Nos da información casi completa de cada uno de los individuos, la usa para crear perfiles que acierten en un muy alto porcentaje con lo que quiere cada consumidor. Ahora podremos hacer que nuestras acciones sean mucho más precisas, y que a los consumidores que les llegue, les haga más efecto.

Una de las variables que se sigue siempre en marketing a la hora de hacer una estrategia es segmentar el mercado, cosa que está muy bien para llegar al público que queremos, pero que no deja de ser un grupo muy grande todavía y que no funcionará con todos ellos.

Gracias al Big Data, podemos ver a cada consumidor por individual, para hacerlo todo mucho más personalizado, y hacer justo exactamente lo que quiere cada persona. Esto va a permitir cambiar la forma de hacer marketing y comunicación. Una de las acciones que más se verá beneficiada con todo esto, será el email marketing, ya que todos los correos que mandemos a nuestros clientes podrán ser personalizados uno a uno según sus preferencias y gustos.

Por lo tanto, empezamos a dejar atrás el mass marketing y la comunicación en masa, dónde un segmento de la población recibía el mismo mensaje publicitario, aunque no fuese relevante para ellos. Por otro lado, el consumidor dejará de ser un receptor sin más, que recibe la información, sea la que sea, y pasará a producir el mismo esa información.

El Big data permitirá actuar en una campaña para redirigirla hacia el objetivo o para crear un mayor engagement con los usuarios.

¿Por qué es importante el Big data para el marketing y la comunicación?

Lo que nosotros conocemos y recibimos es solo la superficie. El big data abre un nuevo mundo con ingente cantidad de información que no seríamos capaces de conocer ni analizar si no fuera por esto.

Cada vez estamos rodeados de más publicidad. Las redes sociales e internet han hecho que ya no solo recibamos publicidad por los medios tradicionales y offline como la televisión, radio, vallas publicitarias… sino que ahora también recibimos por correo electrónico, mensajes, en cualquier página web… la publicidad offline no se puede especializar para cada consumidor, no se puede poner una valla publicitaria para cada persona que pase por ella, ni un anuncio distinto en cada televisor… pero la publicidad online sí que se puede, a cada consumidor se le puede mostrar una cosa u otra dependiendo de sus gustos. Por esta razón el futuro es la publicidad y el marketing online: porque es más barato, se puede personalizar y llega a mucha más gente, ya que hoy en día prácticamente todos usamos internet, y a la vez, vemos menos televisión, leemos menos prensa en papel, etc…

Esta individualización para cada cliente trata de lo siguiente: imaginemos que una web de las que ofrecen descuentos para distintas acciones, nos da un descuento de un tanto % en ropa deportiva, y nunca haces deporte ni te gusta vestir de sport… en estas condiciones, ¿qué nos importa ese descuento? Será un consumidor y una acción de marketing perdida. En cambio, si nos manda un correo electrónico con descuentos y promociones en videojuegos de una determinada consola que hemos comprado hace relativamente poco… seguro que sirve mucho más a ambas partes: tanto al consumidor, porque le estás dando algo que quiere, como a la empresa, ya que tendrá muchas más probabilidades de fidelizar al cliente o de conseguir una venta.

¿En qué nos ayuda el Big Data?

No paramos de decir que el Big Data tiene múltiples beneficios para todas las partes implicadas. Para Josep Lluís Cano, profesor del departamento de dirección de sistemas de la información en ESADE y consultor de empresas, algunos de los campos donde más aplicaciones y más beneficios se pueden sacar del Big Data son en:

La optimización de la distribución.

En todos los negocios la distribución es algo muy importante, es lo que nos permite llegar finalmente al consumidor, como hacer que le llegue lo que ha pedido, por dónde le llega…. Y para ello hay muchos canales de distribución. El Big data entra aquí en juego ya que, al generar mayor información, podemos desarrollar mejores estrategias de distribución, mejor atención al cliente, mejores rutas comerciales…

El establecimiento de políticas de precios.

A la hora de establecer el precio de un producto, no ponemos el que a nosotros nos parece, si no que hay que establecerlo en base a una seria de parámetros como los costes, los ingresos… y el Big data nos ayuda a entender todo esto mejor.

Las redes sociales.

Las nuevas tecnologías son, sin duda, las que más se benefician del Big Data. Todas las redes sociales manejan una cantidad de información brutal. Facebook gestiona unos 40.000 millones de fotos gracias al Big Data. Analiza los contenidos que generan los usuarios, las interacciones… y con esa información deducen sus comportamientos.

La retención de clientes.

Para retener clientes, una de las mejores acciones que podemos hacer es usar un CRM (customer relationship management, dicho de otra forma, la gestión de las relaciones con los clientes). El Big data y el CRM no son lo mismo, pero si parecidos.

Nos permitirá tener registradas todas las interacciones, emails, gustos, horarios… de un cliente. Con esto podremos conocer mejor los puntos fuertes y débiles de los productos y de las acciones de marketing.

¿Por qué hay que usar el Big data marketing? Por casos como estos.

Cada vez está siendo utilizado por más empresas. Las grandes multinacionales ya llevan un tiempo usándolo para mejorar sus campañas de comunicación y marketing, muchas de ellas con tremendo éxito. Éxito que no habría llegado si no hubiese sido por la implementación del Big Data.

Netflix:

Para llegar al nivel que tiene hoy en día, lo que hizo fue analizar los gustos de sus usuarios, los géneros de series y las películas con mayores descargas y demanda. Con estos datos, ha recomendado a cada usuario según su perfil lo que más le podría gustar y dándole series de creación propia que pedían.

Nike:

Analiza todos los gustos y preferencias de sus clientes para darles lo que más necesitan. Cada vez recoge más información de los usuarios, esto ha hecho que pueda segmentar al máximo sus campañas de marketing. Si nos damos cuenta, ya vemos muy pocos anuncios de Nike en televisión y los vemos en canales como Youtube. Esto se debe a que es aquí donde está su público objetivo.

Amazon:

Conoce a sus consumidores a la perfección. Todas las búsquedas y compras que hacemos quedan reflejadas. Esto hace que las ofertas que nos mandan, las recomendaciones que nos aparecen… estén basadas en lo que hemos hecho previamente.

¿Quieres ser todo un experto en Big Data?

Aprende a manejar estas herramientas… y las grandes cantidades de datos se te quedarán pequeños.

El Big data no funciona solo. Necesitamos una serie de herramientas para ponerlo en práctica y que gestionen las grandes cantidades de datos. Dependiendo de lo que queramos analizar y medir, unas funcionan mejor que otras.

A continuación, te ponemos una lista con algunas de las mejores herramientas y la especialidad de cada una, para que elijas correctamente cuál te viene mejor:

Hadoop

Es la más habitual a la hora de procesar datos, ya que gestiona grandes volúmenes de datos, además, también los analiza.

Python

Tiene un lenguaje más avanzado de programación. Con ella se crea una gran comunidad de usuarios para construir un gran número de librerías.

Elasticsearch

Facilita el procesamiento de datos a gran escala en tiempo real y busca grandes textos que tienen dificultad de lectura.

Apache Storm

Procesa también un gran número de datos en tiempo real. Analiza los flujos constantes de información y las empresas lo usan sobre todo para recoger toda la información relevante de las redes sociales.

Lenguaje R

Hace cálculos estadísticos y analiza gráficos. También crea un gran número de librerías.

Y para terminar…

Las empresas, gracias al Big data, nos conocen perfectamente, más incluso que algunas personas, ya que saben todo lo que nos gusta, todo lo que buscamos y todo lo que deseamos. Puede parecer que estamos muy controlados, e incluso asustar, pero gracias a este “control”, son capaces de ponernos delante lo que queremos, antes incluso de que sepamos que lo queremos.

Esto, unido a que va a tener una demanda brutal en el futuro y va a ser una de las profesiones mejor valoradas en el futuro, (como indica la revista Harvard Business Review), que ayuda a que el cliente obtenga lo que busca en el momento adecuado, y que ayuda a las empresas en prácticamente todo… solo podemos decir que el Big Data ha llegado para quedarse.

Además, las empresas que usan correctamente el Big data aumentan los beneficios, obtienen menos pérdidas al no gastar dinero en acciones que no van a funcionar, mejoran la relación con sus clientes…

El Big Data va a ser el futuro del marketing y la comunicación, ya que nos ayuda a entender a cada cliente y a personalizar todas nuestras acciones al máximo.

Esto va a hacer que podamos elaborar mejores planes de marketing y comunicación. Todo lo que hacemos es medible y analizable, todas nuestras búsquedas tienen repercusión y quedan guardadas, es decir, el Big Data está por todos lados.

Mario Sánchez Cuenca

Big Data Marketing